La inflación: La alimaña que se come nuestros ahorros

La inflación: El globo que nos va a estallar en la caraUna de las cosas por las que menos nos preocupamos es la Inflación, la gran alimaña que se va comiendo poco a poco nuestros ahorros. El mayor impuesto al que nos vemos sometidos sin apenas darnos cuenta. El mayor ladrón de toda la historia. El pérfido instrumento que nos va a amargar nuestra querida jubilación.

Lo primero: ¡No hay dolor! ¡Podemos luchar contra la inflación!

Tenemos que defendernos con uñas y dientes de nuestro enemigo y para ello lo mejor conocerlo en profundidad y sobre todo, ubicarlo en el mapa y conocer su existencia.

¿Qué es la inflación?

La inflación es una medida económica que indica el crecimiento generalizado de los precios de bienes, servicios y factores productivos dentro de una economía en un periodo determinado. Los bancos centrales tratan mantener controlada la inflación, junto con la deflación (el efecto contrario), en un intento de contener el crecimiento excesivo de los precios. Cuanto mayor sea la inflación, mayores serán los costes que sufra la economía, partiendo de la pérdida del poder adquisitivo del dinero.

Perdida del poder adquisitivo del Dolar con los años

Perdida del poder adquisitivo del Dolar con los años

Pero… ¿Qué es realmente la inflación?

La definición más precisa de inflación sería la de “deterioro en la calidad de dinero mediante la incorporación al circulante monetario de numerario sin las cualidades dinerarias necesarias”.

¿Como? ¿Eh? ¿Me estas vacilando? De verdad… ¿Qué es la inflación?

En general los bancos centrales de los distintos países producen inflación cada vez que lanzan a la circulación billetes o depósitos de nueva creación a cambio de activos no líquidos, de los cuales la deuda pública es el más común aunque no es el único representante –hipotecas, letras, préstamos para financiar inversiones a largo plazo, préstamos al consumo, etc.–.

¿Esto no suena terriblemente similar a lo que están haciendo en la actualidad (Finales de 2012) la Reserva Federal Americana, el Banco Central Europeo -BCE- o Japón? Efectivamente… han puesto en marcha la maquina de imprimir billetes y parece que no tiene fin…

Un ejemplo más claro del poder destructor de la Inflación, mayor que el que nunca tuvo Sauron, Señor de Mordor:

El BCE, imprime euros. Los bancos comerciales (El señor Santander o BBVA) se lo piden prestado al BCE, a un tipo de interés prefijado (“precio del dinero”). Una vez que los bancos comerciales tienen los nuevos euros recién salidos de la impresora (metafóricamente, serán un par de bits de más), los distribuyen en el mercado, invirtiéndolos en la compra de empresas, o concediendo prestamos a los ciudadanos, por ejemplo…

Al iniciarse este proceso se produce inflación porque hay mas euros en circulación y por tanto tus euros pasan a valer menos ya que puedes comprar menos bienes y servicios. Bienvenido al robo de la Inflación. ¿no te recuerda esto a la película “Abre los Ojos”?…

Dios mio… ¿Qué me puede pasar? ¿Me hará daño la Inflación?

La Inflación probablemente no te haga un hoyo en la tierra, te tire dentro y luego te ponga arena encima… Pero cerca estar de conseguirlo, sobre todo porque tu calidad de vida ira decreciendo a pasos agigantados. La que si te pegara un tiro en la nuca será la hiperinflación (una inflación muy elevada, fuera de control)… esa sí que te puede dejar seco en la cuneta… Y sino que se lo pregunten a los Alemanes durante la República de Weimar en la década de los años 20… Cuando el dinero impreso solo servía para barrerlo o para quemarlo y así calentar las casas de los alemanes… Y digo yo… ¿Qué haremos los españolitos de a pie que no tenemos chalet ni chimenea? ¿Quemamos los billetes en mitad del salón?

Hiperinflacion en la Republica de Weimar en los años 20

¿Podemos llegar de nuevo a esta situación? Bueno, los mecanismos de control de los Gobiernos y Bancos centrales han mejorado mucho, pero si por algo se caracteriza la economía es por su carácter cíclico… Mejor estar preparado para lo peor y no tener que lamentarnos…

¿Como podemos entender la influencia de la inflación en nuestra economía?

La mejor manera es pasarse por esta calculadora de Inflación que nos muestra el poder de compra que teníamos en un año determinado comparándolo con otro año posterior.

CPI Inflation Calculator

Por ejemplo: Sí en 1980 teníamos 1.000$, en 2012 necesitábamos 2.795,86$ para comprar el mismo producto… Aterrador…

¿Como medimos la inflación en España?

Para medir la inflación lo que se suele hacer es crear una cesta de bienes y servicios ponderada según lo que se quiera medir. En España se usa Índice de Precios al Consumidor, IPC, que indica porcentualmente la variación del precio promedio de una cesta de bienes y servicios de un consumidor típico.

En estos momentos, el IPC en España sube un 1,0% mensual y +3,4% interanual en el mes de septiembre…

¿Cual es el malvado truco del IPC para medir la inflación?

El truco esta en que dependiendo del momento, el gobierno de turno puede sacar o meter determinados productos de esa cesta de bienes o servicios… con lo que el IPC subirá o bajara a conveniencia…

Entre las criticas que se le suelen hacer al IPC tenemos las siguientes:

  • Los índices de precios, al usar una cesta base fija definida en el periodo base no tiene en cuenta las substituciones de bienes que realizan los consumidores como respuesta a cambios de precios.
  • No incorpora la introducción de nuevos bienes hasta que se efectúe una actualización en la cesta de productos.
  • No incorpora cambios en la calidad.
  • No incorpora una medición del precio de la vivienda en propiedad.

IPC España Historico

¿Podemos consultar los datos históricos del IPC en España?

En el INE podemos consultar el IPC mediante una interesante herramienta “Cálculo de variaciones del Indice de Precios de Consumo

En es.global-rates.com tenemos un histórico desde los años 50 hasta la actualidad que asusta bastante, sobre todo si vemos el pico de la década de los años 70

¿Como podemos protegernos de la Inflación?

Cada maestro tendrá su librillo pero tradicionalmente, para luchar contra la inflación, el inversor ha acudido a:

  1. Activos como el Oro o la Plata: En Crisis Actual hablamos largo y tendido sobre la Plata. Creo que es buen momento para comprar, sobre todo si superamos la resistencia de los 35$. ¿El Oro? Bueno, ya depende de cada uno. Yo creo que todavía tiene recorrido alcista. De cualquier manera, tanto el oro como la plata físicos son un excelente vehículo a largo plazo para tener nuestros ahorros y para tener nuestra conciencia tranquila. Eso sí, no miréis muy a menudo la cotización, porque os puede dar un pasmo…
  2. Mercado inmobiliario: En España no queremos oír ni hablar ni en pintura de esta opción… Claramente no es el mejor momento para intentar sortear la inflación gracias a la inversión inmobiliaria. Ya sabeis…. ¡Los pisos nunca bajan! ¡jajaja!… Cuando el mercado toque el suelo (los bancos y las inmobiliarias te dirán constantemente que ya ha tocado suelo…. ¡Mentira!), entonces si podrá ser una opción ¿Cuando ocurrirá esto? Yo diría que para 2015-2017 como muy pronto… Eso sí, nada de pedir prestado el dinero al banco para comprar el pisito. Si te compras un piso que sea a toca teja con tus santos y amados ahorros.
  3. La bolsa: Ya sabéis .. Muchas veces es como una ruleta rusa. Primero hay que informarse bien, leer mucho y no creerse que eres el rey del mambo… Los Leones están muy atentos para comerse a las pobres gacelas… Lo mejor es intentar comprar acciones de una empresa blue chip (empresas bien establecidas, que tengan ingresos estables, valores sin grandes fluctuaciones y que no precisen de grandes ampliaciones de su pasivo) y nada de comprar gangas y chicharros (tranquilos, a todos nos ha pasado alguna vez…). Creo realmente, que el momento de entrar en bolsa se acerca a pasos agigantados: Primero que se pegue el batacazo del siglo y luego entramos y compramos las acciones a precio de saldo… Eso sí, debe quedar claro que una inflación alta es mala para la Bolsa porque supone inestabilidad y reducción de las inversiones y de la actividad económica, aunque es peor para la renta fija. Sin embargo una inflación moderada permite a las empresas crecer a buen ritmo.
  4. Deuda pública del Estado: Letras del Tesoro, Bono y Obligaciones. En la situación actual hay que tenerlos bien puestos para acceder a esta opción en España: En caso de quiebra, el Fondo de Garantía de Depósitos (FGD) no cubre los bonos, y si queremos recuperar la inversión antes de acabar el plazo pactado habrá que venderlos en el mercado secundario, con la posible pérdida de capital que eso implica. Teniendo en cuenta que Standard & Poors ha rebajado del rating de España a BBB- (a un paso del bono basura), hay que tener fe en el Estado Español para meter nuestro dinero en estos productos… Lo que si puede ser interesante, es dirigirnos a otros países emisores. Aquí tenéis una tabla con los links correspondientes (Fuente: www.investinginbonds.eu) ¡Qué la fuerza os acompañe!:

 

Divisa País Clase de bono Sitio web del emisor
Libra esterlina Reino Unido Gilts Oficina para la gestión de la deuda pública del Reino Unido
Euro Francia OAT Obligation Assimilable du Trésor Agence France Tresor
Euro Alemania Bunds Bundesanleihe Finanzagentur GmbH
Euro Italia BTP Buoni del Tesoro Polianuali Dipartimento del Tesoro
Euro España Letras del Tesoro Bonos/Obligaciones del Estado Tesoro Público
Dólar de los Estados Unidos Estados Unidos Tesoro de los Estados Unidos Agencia Emisora de Deuda Pública

Ok, ya lo has explicado todo ¿Y ahora que hago?

Lo primero: No fiarte de lo que te estoy contando. Investiga por tu cuenta y corrobora mis palabras. Una vez que lo hayas hecho… ¡Adelante! Protégete de la Inflación, ese pequeño enano coñon que nos intenta dar por saco constantemente…

Etiquetado con: ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.